La leyenda de La Llorona

La llorona

La leyenda de la Llorona es una de las historias de terror reales más antiguas de todo el folclore latinoamericano. Es un alma en pena con vestido blanco/de novia, que busca constantemente a sus hijos que ella mismo asesinó.

Origen de la leyenda de la Llorona

No se sabe a exactamente cuál era la mujer que inició la leyenda ni mucho menos el año en el que se dio el acontecimiento. Aunque, muchas personas aseguran que los acontecimientos pasaron entre los años 1600 y 1800.

Fue en la época colonial cuando una mujer, muy hermosa con 2 hijos se encontraba en su casa esperando a su esposo mientras este trabajaba. Según la leyenda, la mujer fue poseída por un demonio o sufrió de un ataque de esquizofrenia y fue al río más cercano que tenía y ahogó a sus 2 hijos.

Una vez ella despertó de su trance, fue cuando se dio cuenta de lo que había hecho. Ella, no pudo con la culpa y el remordimiento ocasionó que ella poco después se matara a sí misma ahorcándose, aunque muchos dicen que fue ahogándose en el río.

Cuando el padre llega a la casa, y no encuentra a su esposa y sus hijos emprende la búsqueda de sus familiares. Es ahí cuando encuentra a sus dos hijos muertos y de la ira y la frustración maldice a su esposa por todo lo que hizo, ya que creyó que ella había escapado después de asesinarlos.

Es gracias a la maldición de su esposo, por el asesinato de sus hijos y por el hecho de haberse suicidado que su alma queda vagando por el plano terrenal, condenada por siempre a buscar a sus hijos asesinados.

Cuenta la leyenda que la Llorona busca a sus hijos muertos todas las noches, cerca de los ríos, en los caminos solitarios y cerca de los pueblos pequeños. Esta es la razón por la que siempre se hace mención de su aparición en los lugares rurales.

Una vez «encuentra» a sus hijos, esta los agarra y los lleva al infierno para que pasen la eternidad junto a ella, es por esto que muchos padres atribuyen la desaparición de sus hijos a la Llorona, pues ella rapta a los niños menores de 13 años pensando que son sus propios hijos.

¿Qué hacer si me encuentro con la llorona?

Es muy raro encontrarse con la llorona. De hecho, es más frecuente escucharla. Cuando ella se manifiesta lo hace a través de llantos horribles y lamentos.

Si escuchas sus lamentos estando solo, primero debes identificar la distancia de donde están. Al igual que con la leyenda del Silbón, si el llanto se escucha lejos, es que la llorona está cerca y viene por ti. Si se escucha cerca, esta se encuentra lejos.

En caso de que la escuches tú solo, y se encuentre cerca, debes correr lo más rápido que puedas hacia una iglesia, antes de que la veas, porque si esto sucede será demasiado tarde, ya que ella te arrastrará al infierno.

Una vez llegues a la iglesia o sus cercanías estarás a salvo. Al ser un alma maldita, esta no podrá acercarse a la iglesia y te dejará en paz.

Cuando un grupo de personas escuche a la Llorona, significa que ella obtuvo una víctima y es posible que un niño haya desaparecido.

Si escuchas a la llorona puede que no haya mucho peligro siempre y cuando no la escuches de lejos. Pero si la ves, morirás.

La llorona aparece en México, algunos sitios de Estados Unidos, los llanos de Venezuela, Colombia y casi todos los países de latinoamerica, y es más común que esta aparezca durante la semana santa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad